Estanterías felinas

Muebles para gatos

Estanterías felinas. Muebles modulares para gatos

No solo los amantes de la lectura son fans de nuestras estanterías modulares BrickBox, también tenemos otro público (igual de sofisticado y exigente) que encuentra en nuestras cajas de almacenaje un lugar cómodo y acogedor para pasar sus ratos de ocio.

En la fotografía que nos manda nuestra clienta francesa Yana, si os fijáis bien en el contenido de los módulos, en uno de ellos podéis encontrar a un ejemplar del público que estábamos describiendo, su felino compañero. Toda la estantería es el “playground” del gatito, subiendo y bajando, pasando de una caja a otra, divirtiéndose pero también relajándose en su “cama”, su módulo preferido.

Recibimos muchos emails de clientes donde nos explican que sus gatos se han encariñado de las BrickBox. Con su forma de cubos apilables los gatos se hacen dueños de ellas, formando así su espacio seguro. Y como cada gato es distinto, algunos deciden hacer su “cueva” en un módulo BrickBox grande, otros prefieren pasar sus ratos en los módulos pequeños… ¡y los más sibaritas prefieren las de roble por encima de las blancas!

Muchos clientes también optan directamente por hacer de BrickBox un mueble para gatos. Por sus medidas, son ideales para hacer de cama de tus mascotas, (no olvides poner un cojín para hacer las cajas más mullidas y que se sientan protegidos y aún más cómodos), también son adecuados para el arenero o para el comedero, donde caben los cuencos para comida y agua. Puedes poner los accesorios para el gato a ras de suelo  para los más perezosos o elevados, en algún módulo alto o sobre patas,  para que el minino de rienda suelta a sus instintos de cazador y tenga que moverse un poco hasta llegar a su preciado banquete.

Así que, si eres dueño de un gato o te planteas tenerlo, no dudes en repensar BrickBox como mueble modular felino, estamos seguros de que causarán más de un ronroneo de felicidad a tu compañero.